DISFRUTA OLMUÉ

Vecino de Cajón Grande fue despedido con honores corraleros




Una emotiva despedida tuvo el vecino de Cajón Grande, Rafael Nolberto Ponce Guzmán, más conocido como “Don Beto”, quien falleció a la edad de 64 años, producto de un paro cardio respiratorio, mientras dormía en su casa, en la cual vivía solo, siendo encontrado sin vida por un amigo que lo fue a visitar.
Rafael Ponce, fue el primogénito de Rafael Ponce Figueroa -el gran chichero de Lo Hidalgo- y de Delia Guzmán, eran 8 hermanos 2 mujeres y 6 hombres, oriundos del sector Lo Hidalgo, de Gabriela Mistral, paradero 34 Granizo,
La Comunidad Mariana de Osorio, y el Club Campero Cajón Grande le rindieron un homenaje corralero en la Medialuna de Cajón Grande, en la cual Don Beto muchas veces corrió novillos en “pichangas” y Rodeos Laborales, fue comunero toda su vida y socio fundador del Club Campero Cajón Grande de Granizo; fue capataz de corral, y muchas veces portero, y también estuvo a cargo de los juegos criollos para las celebraciones del 18 de septiembre.
Con una misa campera oficiada por el sacerdote y payador Oscar Zamora, en el ruedo de la medialuna, se dio el último adiós a Don Beto, siendo escoltado por cientos de vecinos hasta su última morada en el Cementerio Municipal de Olmué, donde fue sepultado junto a sus progenitores.